20/11/2010 - 22 usuarios online


Noticias de guion


Pablo Larraín estrena su guion "La fuga", coescrito por Mateo Iribarren

Larraín
Larraín

El realizador Pablo Larraín (29) está tranquilo a poco del lanzamiento el 30 de marzo de su primera película, que además será la primera cinta chilena a estrenarse este año. Ya pasó la parte más difícil y ahora sólo queda esperar el momento del estreno en salas y la respuesta del público. Su film -coescrito con Mateo Iribarren- ha despertado expectación. Además del interés que de por sí provoca la primera cinta nacional del 2006, cuenta con un llamativo elenco de famosos actores del teatro, cine y la TV. Entre ellos destaca el muy popular Benjamín Vicuña en su primer protagónico en el cine y la participación del experimentado actor argentino Gastón Pauls.

Además, Larraín –quien fue asistente de Miguel Littin en la cinta "Tierra del Fuego"- es hijo de un destacado político y senador del derechista partido UDI, Hernán Larraín. Con un presupuesto de alrededor de 1 millón de dólares, la cinta obtuvo fondos públicos, es una coproducción con Argentina y consiguió aportes de Ibermedia, además de invesionistas privados.

Junto a Vicuña y Pauls, en el film también actúan Alfredo Castro, Francisca Imboden, Héctor Noguera, María Izquierdo, Willy Semler, Alejandro Trejo, Luis Dubbó, Mateo Iribarren y Paulina Urrutia, ahora convertida en la flamante nueva ministra de Cultura del recién asumido gobierno de la presidenta Michelle Bachelet.

"Fuga" es la historia de un joven y genial músico (Vicuña), que es perseguido por la maldición de una sinfonía escrita a partir de un trágico crimen que presenció de niño. El éxito da paso a la locura y el paradero del famoso músico es un misterio. Otro compositor (Gastón Pauls), se obsesiona con encontrar al genio y rescatar –o robar- su música desaparecida.

Larraín se confiesa "Entre melómano y frustrado por no haber sido músico yo", y añade: "Uno mete en los personajes frustraciones, ambiciones, rollos. De alguna manera la idea fue conectar la música estéticamente no solamente desde lo sonoro. Y por otro lado, está la idea de conectar la música como un elemento narrativo, como un objeto de deseo, en este caso. Y en tercer lugar, conectar la música con un espacio de creación, pero la creación como un lugar oscuro, doloroso".

El nuevo cineasta explica así la gestación de su libreto: "Comencé a escribir yo mismo el guion y después trabajé con Mateo Iribarren ("El chacotero sentimental"). Lo presentamos al Fondart, y lo ganamos, después obtuvimos el apoyo de Ibermedia, y le presenté el proyecto a mis hermanos. Nos demoramos 2 años en conseguir la plata. De repente pasó, era real. El cine tiene eso, partís solo, muy solo, y de repente se va sumando gente y más gente".

© abc guionistas

27/03/2006 01:02:29