09/07/2008 - 16 usuarios online


Noticias de guión

José Luis Cuerda vuelve al mundo de los sentimientos con "La educación de las hadas"


Darín, con Cuerda

"Esta es una historia sobre el subterráneo de los sentimientos", asegura José Luis Cuerda acerca de "La educación de las hadas", con el cual vuelve a la dirección de largometraje tras aquel éxito que supuso "La lengua de las mariposas" y dedicarse a producir las películas de Alejandro Amenábar, que se descubrirá ante el público español el próximo 23 de junio.

"La educación de las hadas" es la versión cinematográfica de la novela homónima de Didier Van Cauwelaert, obra de compleja adaptación por estar narrada a dos voces y tener constantes saltos en el tiempo, como apuntó Cuerda durante la presentación oficial de la cinta. "Elegí contarla como si se tratase de vasos comunicantes subterráneos, en lugar de como los compartimentos de la obra original", señala el guionista y realizador sobre la historia de un inventor de juguetes que se retira a vivir a las afueras de Barcelona con una ornitóloga y el hijo de ella, que representa esa familia que siempre quiso tener; pero la mujer decide abandonarle y esa armonía se quiebra, aunque la aparición de una argelina le ayuda a sobrellevar la situación.

La novela original tiene mucho de fantasía y fábula, algo que en su traspaso a la pantalla puede resultar inadecuado, por ello Cuerda decidió como guionista "coger el toro por los cuernos y, tratando de no quemar el valor literario de la obra, dejándole los tintes esenciales, reducir esos elementos fantásticos a unos pocos detalles centrados en la relación entre el niño y el padre, quien se inventa que siempre existe un hada que va a solucionarnos la vida".

Para este film, Cuerda eligió un reparto internacional, un conjunto ecléctico que incluye al argentino Ricardo Darín, la francesa Irene Jacob y la popular cantante Bebe, en su debut en el cine. "Sabía que eran excelentes actores y personas. Conocía sus trayectorias y, en el caso de Bebe, siempre supe que escondía a una excelente actriz, y así lo ha demostrado", sostuvo el director. Para Jacob la dificultad de su personaje pasó por hacer entender al público el accionar de esa mujer "que vive un drama, que está cargada de dudas, pero que, al tiempo que hace sufrir a su marido, ofrece calor y afecto". Bebe, por su parte, confesó que sintió "mogollón de miedo", pero el mundo de la música y el cine tienen similitudes: "Los dos requieren una puesta en escena, un trabajo de aprendizaje, bien de letras o de guión; y luego, una labor de elaboración hasta llegar a dominarlo".

Esencialmente, "La educación de las hadas" trata sobre los sentimientos y Cuerda ha intentado abordarlo "con dignidad, sin cursilería". "Son personajes aislados por los pasaportes, pero éstos no son los que les ponen trabas, las pone la vida o nosotros mismos. En la película se habla de la necesidad que tienen los seres humanos de los otros, de cómo satisfacemos esto y si lo hacemos de la manera adecuada", concluyó el cineasta.

© abc guionistas

13/06/2006 21:03:03